¿Qué sería de un año nuevo sin una lista de buenos propósitos y retos personales? ¡NADA! No sería nada, así que para combatir este periodo de análisis he decidido poner en marcha mi lista de buenos propósitos para mi armario y me encantaría compartirla contigo ;) ¿Te sumas?

1. Vender la inmensa mayoría de las prendas que tengo colgadas.

Este año he vendido muuuuchas prendas y la verdad es que, aunque me he puesto las pilas a tope en diciembre, me gustaría seguir con la racha de ventas. 

Aún me quedan muchas prendas por vender en mi armario y creo que es el momento perfecto para analizar porqué hay algunas que no se han vendido. 

blog_propositos_2

2. Tener solo valoraciones positivas.

Si tus valoraciones ya son positivas, ¡no hay que bajar nunca la guardia! Mi objetivo es mimar todas las ventas como si fuesen regalos. ¡Me encanta que me digan cositas bonitas en las valoraciones! :) Si además no quieres que se te pase ninguna venta sin su correspondiente valoración en esta entrada te doy algunos tips ;) 

3. No guardaré más prendas para “porsis”

Prometo que en mi armario guardaré solo las prendas que me encantan y que uso (o usaré pronto). No volveré a guardar ropa en maletas ni en el trastero y mucho menos sabiendo al 100% que no la volveré a usar. 

Tengo que dejar de pensar en “porsis”, la experiencia me ha demostrado que cuando llega ese momento TAN puntual, nunca encuentro la prenda que había guardado para eso.

4. Colgar TODO lo que no me he puesto desde hace 3 meses.

En lugar de meter la ropa en maletas por si en un futuro me gusta / me vuelve a estar bien / se vuelve a llevar / [*incluir aquí cualquier situación hipotética y aleatoria que me haga guardar la ropa], la colgaré en mi armario tan pronto como pueda. ¡Lo juro! Tendré mi armario actualizado con todas las prendas que llevo sin usar en los últimos 3 meses.

blog_propositos_1

5. No descuidaré mi armario.

Me haré con un sitio precioso para hacer las fotos de mis prendas, les dedicaré tiempo y cariño hasta conseguir un resultado limpio, cuidado y, lo mejor de todo ¡vendible! 

Responderé a todas las dudas que pueda haber sobre mis prendas y cuidaré a todas mis potenciales compradoras como si fuesen mis amigas <3

Tengo demostrado que cuanto más amor le pongo a mis prendas, más ventas tengo :)